Más de 30 áreas naturales protegidas están preparadas para recibir a los birdwatchers.