Concepto y sistemas de trazabilidad

El término trazabilidad, proviene de la palabra "trace" en inglés, que significa huella o rastro. El Sitema de trazabilidad, debe permitir que cualquier persona que conozca al detalle los procesos de la empresa/organización, pueda reconstruir la trayectoria del producto a través de la totalidad de datos, desde el origen del producto en el campo hasta la exportación del mismo.

Según la ISO22005:2008, trazabilidad es la capacidad de seguir el recorrido de un producto para consumo humano a través de toda la cadena de suministro: producción, procesamiento, distribución y comercialización.

Este sistema de trazabilidad debe ser establecido y aplicado por la empresa u organización. Durante la inspección externa, el inspector orgánico evalúa la trazabilidad física y documentaria del producto orgánico en todas las fases de la cadena de suministro, a fin de garantizar el cumplimiento de las normas de producción orgánicas y la integridad del producto orgánico en todas las etapas.

Importancia del sistema de trazabilidad

El sistema de trazabilidad, no solo debe permitir demostrar el cumplimiento de las normas de producción orgánica. La trazabilidad debe ser entendida como una herramienta de eficiencia aperativa y de marketing, que se refleja en una reducción de costos de la empresa, mejora de la imagen y credibilidad comercial de la empresa.

Como herramienta de eficiencia operativa, permite mejorar y agilizar procesos asociados al envío y recepcion de productos, llevar un control por cada lote de producción, mejorar la gestión de stock y productos almacenados, y permite tomar acciones inmediatas en caso de presentarse un riesgo que atente contra la salud de los consumidores.

Como herramienta de marketing, la trazabilidad permite implementar etiquetas con el origen y las especificaciones del producto, transformándose, de esta manera, en una herramienta de diferenciación y posicionamiento para las marcas.

Es importante entender que las exigencias del consumidor y las regulaciones internacionales, imponen nuevos requerimientos para el packing de los productos. Y es que, en la producción moderna, no se concibe un producto sin sus datos de trazabilidad.

El consumidor, cada vez más, demanda información sobre el origen del producto y las empresas deben tener la capacidad de responder de forma rápida a las inquietudes del consumidor, y analizar cuánto habla un producto de su origen, y si tiene algo que pueda ser interesante de contar, a fin de motivar al consumidor final a viajar, aunque sea de la manera virtual, por el origen de los productos orgánicos.

Flujo de trazabilidad