Perú ofrece a la industria cinematográfica un despliegue de lugares únicos en el planeta.